Calderón Berti, un enemigo sembrado a Guaidó desde el comienzo

*** El 22 de noviembre de 2019, Arturo Vilar Esteves, entonces Ministro Consejero de Venezuela en Colombia, en representación del gobierno interino, escribe la siguiente carta dirigida a Juan Guaidó, Leopoldo López y Julio Borges. En ella, informa sobre las operaciones del entonces embajador Humberto Calderón Berti. Al estar nuevamente Calderón Berti en el foco de la opinión pública por el Caso Monómeros, Zeta publica esta misiva que sirve como contexto.

Caracas, 22 de noviembre de 2019.

Embajada de la República Bolivariana de Venezuela en la

República de Colombia

Señor Juan Guaidó
Presidente de la República Bolivariana de Venezuela

Señor Leopoldo López
Comisionado Presidencial para el Centro de Gobierno.

Señor Julio Borges
Comisionado Presidencial para Relaciones Exteriores

Presente.-

La presente comunicación es para hacer del conocimiento de nuestro alto gobierno lo siguiente:

Actualmente me desempeño como Ministro Consejero de nuestra embajada en Colombia, mano derecha del embajador Calderón Berti, dentro de mis funciones está llevar las relaciones con los agentes de inteligencia del gobierno colombiano y recabar información concerniente a Venezuela para mantener informado al embajador del entorno actual.

Por lo cual pasó a informales que desde hace seis meses comencé una investigación sobre el caso Cúcuta, para lo cual debía recopilar toda la información posible y hacer un informe final sobre lo ocurrido adjuntando la mayor cantidad de elementos probatorios posibles para saber la verdad de lo ocurrido en Cúcuta.

Para ese entonces el antiguo Ministro Consejero Juan Ignacio Cato se había mostrado muy interesado en esta información y me giró la instrucción de que le facilitara todo el expediente y no me explicó razones para lo cual lo requería y siendo éste mi superior inmediato no creí que habría ningún inconveniente.

Luego me convocó a una reunión cerca de la residencia del embajador en presencia de un periodista denominado Armando Info y le dijo que le facilitaría una “perla” para un escándalo. Luego está situación se la notifiqué al embajador quien hizo caso omiso.

Luego, nos enteramos que toda la información que yo le había entregado a Juan Ignacio Cato este intencionalmente se la habría entregado a Orlando Avendaño periodista de Panam Post con el fin político de hacerle daño en la opinión pública al presidente Juan Guaidó y poner un manto de duda al proceso de ayuda humanitaria y confundir a la población venezolana con un fin político de trasfondo.

Toda esta situación puse al tanto al embajador en su momento para que le notificara al presidente sobre lo grave del asunto lo cual nunca pasó.

Hoy me veo en el deber, después de muchos meses de reflexión interna de hacer de su conocimiento estas situaciones irregulares muy graves que se cometieron dentro de la embajada y muy a mi pesar por ser mi amigo de muchos años el embajador Calderón Berti está involucrado y yo no podía seguir callando esta situación por ser un hombre de familia, comprometido con la libertad de Venezuela y por un profundo compromiso y lealtad a nuestra causa.

Sé que por decir la verdad el embajador tomará represalias en mi contra pero es mi deber como funcionario decir la verdad y asumir las consecuencias ante la historia de nuestro país que no fui cómplice de este plan político contra el presidente Guaidó.

También quería informar que he venido observado como el embajador en distintas reuniones con el gobierno colombiano, con miembros del gobierno norteamericano desacredita de manera abierta y muy despectiva al presidente Juan Guaidó y a todo el gobierno interino con la intención de siempre deslegitimar las acciones que se llevan en Caracas para el cese de la usurpación.

Y lamento informar una situación mucho más grave aún que lo anterior mencionado, que el Embajador se ha reunido y enviado mensajes con personeros del régimen de Maduro y militares venezolanos en Colombia sin notificar y sin autorización del presidente con fines políticos y de negociación con el régimen.

Todo esto puede ser corroborado por autoridades colombianas quienes están al tanto de toda esta información.

Hoy en mi actual cargo de Ministro Consejero decido enviarles esta comunicación con toda la verdad y ponerme a la orden para cualquier tipo de detalle que se requiera.

Sigo fiel a la causa de Venezuela, a la verdad y a la libertad.

Arturo Vilar Esteves

Ministro Consejero de la Embajada de Venezuela en Colombia

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

NUESTRAS REDES