Press "Enter" to skip to content

Fedecámaras afirma que los aumentos de sueldo se hacen sin estrategia económica

Francisco Martínez, presidente de Fedecámaras, considera que el régimen de Nicolás Maduro está realizando aumentos desproporcionados, sin alguna estrategia económica, así lo señaló en entrevista para Unión Radio.

Martínez señaló que «el aumento salarial hecho por Nicolás Maduro va a ser responsable del cierre progresivo de pequeñas y medianas empresas«.

Desde el 1 de mayo de 2016, el régimen ha venido realizando aumentos que afectan a todas las empresas a nivel nacional.

El 1 de mayo del 2016 se decretó un aumento de 30% quedando un salario mínimo de 15.051 bolívares. El 1 de septiembre se aumentó un 50% en el salario quedando en 22.577 bolívares. Seguidamente, el 1 de noviembre el régimen hizo un nuevo aumento de salario mínimo de 20% y un 50% en el bono de alimentación.

Apenas a siete meses de iniciado el año 2017, ya Nicolás Maduro ha decretado 3 aumentos salariales. El 1 de enero se incrementó un 50% de salario mínimo y pensiones quedando en 40.638 bolívares, a este aumento se le sumó el del 1 de mayo con un 60% incrementando el salario a 65.021 bolívares y con este nuevo aumento de 50% el salario global alcanza los 250.531 bolívares.

El presidente de Fedecámaras recalcó que estos incrementos desproporcionados, lo que va a hacer es que «el venezolano sea cada vez más pobre a pesar de los aumentos«.

El presidente de Fedecámaras sugirió que tras el aumento realizado sería una buena oportunidad para realizar un “diálogo Tripartito” para darle oportunidad a los dirigentes sindicales de expresar su opinión con respecto a una posible estrategia salarial para el país, sin embargo esto no sucederá porque el Estado sigue, a su juicio, intentando manipular, “en el caso de Ginebra la Organización Internacional del Trabajo (OIT) podía apoyar, pero el Gobierno solo quería tomarse una foto y decir que había diálogo en el país”.

Los empresarios deben tratar de ajustar los precios al pago de sus nóminas porque cada aumento salarial se traduce en pérdida de mercado, de clientes y de ganancia para la empresa, manifestó Martínez.

Martínez aseguró que cuando se aumenta de manera discriminada, «se distorsionan todas las operaciones de las empresas y la peor decisión de todas es el cierre».

Asimismo afirmó que «lo que realmente genera inflación es el aumento del gasto público» así como la inyección por parte del régimen de dinero inorgánico, y no el aumento de precios por parte de los comerciantes.

Lea también Maduro anunció aumento del 50% en el salario mínimo.

Fuente: Unión Radio. Foto: Archivo ENPaís.