La posición de la fiscal general Luisa Ortega Díaz merece nuestro reconocimiento y respaldo

La posición de la doctora Luisa Ortega Díaz, fiscal general de la República, ha sido clave para desenmascarar la flagrante violación a la Constitución, la democracia y  el estado  de derecho que pretende configurarse con una constituyente fraudulenta, hecha de espaldas a la soberanía popular para garantizar la continuidad y los intereses de una cúpula interesada en preservar fortunas e impunidades.

La Fiscal, al margen de su trayectoria jurídica, ha sido una mujer que desde muy joven ha estado activa y comprometida con las luchas de una izquierda venezolana, con la que se puede estar o no de acuerdo, pero cuyas posiciones obedecen a respetables convicciones. Cuando muchos de quienes la atacan prevalidos del poder no conocían la palabra socialismo, la titular del Ministerio Público hace tiempo formaba parte de una militancia que entrañaba todos los riesgos.

Para muchos que como Luisa Ortega dedicaron su vida y sus esfuerzos a la lucha por un ideal tienen que reflexionar sobre las razones para seguir respaldando a un gobierno que se puso de espaldas al pueblo, al cual tiene pasando hambre y necesidad.

El oportuno pronunciamiento de la titular del Ministerio Público en relación a las sentencias de la Sala constitucional del TSJ, que constituían un evidente golpe de Estado contra las instituciones democráticas (especialmente en relación a las facultades, atribuciones y prerrogativas del parlamento, y más recientemente su cuestionamiento a la complicidad de esa instancia del alto tribunal que pretende tramposamente validar la convocatoria a una constituyente donde se ignora al pueblo como único depositario de la soberanía) demuestran, amen de los sólidos argumentos jurídicos, una defensa de lo que fue el ideario y las prácticas de Chávez sobre cómo debían ser los ciudadanos los únicos que con su asentimiento podían convocar al poder constituyente originario.

Cada vez son más las voces que desde el llamado “Chavismo histórico“ se alzan para oponerse a las trapisondas y perversiones antidemocráticas del cogollo gobernante. Quienes se deslindan de esas posiciones lo hacen invocando y reivindicando lo que a su juicio fueron las ideas básicas y las posiciones principistas que animaron el proyecto implementado por el difunto mandatario, y que no tienen nada que ver con una política económica hambreadora y antipopular, con una represión sistemática, una depredación del Estado, y con la violencia física e institucional que tiene en la fuerza de los fusiles y las bayonetas su única base real de sustentación.

La posición de la Doctora Luisa Ortega Díaz ha sido fundamental para desenmascarar las intenciones antidemocráticas y totalitarias del Régimen. Esa posición y esa conducta deben merecer reconocimiento y respaldo de todos quienes queremos que esta tragedia termine lo más pronto posible.

 

Aixa López

Analicemos juntos. Secretaria Nacional femenina por el partido político Acción Democrática. Concejal por Caracas. Abogada.

No Comments Yet

Comments are closed

NUESTRAS REDES