El Régimen cuenta con una nefasta comandita que lo sostiene

Recientemente, Moisés Naim escribió su columna “Maduro no importa” y argumentaba que “quienes realmente mandan en Venezuela” son “los cubanos, los narcotraficantes y los viudos del chavismo”. Moisés se quedó corto. La nefasta comandita es aún más larga y compleja. El Régimen es un animal que se sostiene en muchas patas y ninguna de ellas tiene que ver con el interés nacional.

Los Castro siempre quisieron ponerle la mano al petróleo venezolano y con él expandir su influencia a través de su revolución. Esta no solo ha hambreado a los isleños sino ahora a los venezolanos. Los boliburgueses han depredado el erario público robando a manos llenas y llevándose milmillonarias fortunas al exterior unidos con las “Bancrim” dedicadas al blanqueo de capitales. Y los narcotraficantes articulados con las fuerzas que debían defender a la patria, es decir, los militares, en especial el muy conocido Cartel de los Soles.

Pero hay otros actores internacionales que también sirven de sostén al Régimen. Ya hemos hablado de las nuevas organizaciones multilaterales como Unasur y CELAC, así como las creadas por Venezuela: Petrocaribe y ALBA. Esta última  concentra los gobiernos que apoyan “patria o muerte” al Régimen. Además, están aparatos guerrilleros y grupos terroristas que también lo apoyan. Destaquemos a las narcoguerrillas de las FARC y el ELN que, en vías a su derrota militar, han conseguido en el Régimen un apoyo y una alianza para negociar su etapa de conquista del poder por los votos y necesitan que se mantenga para que les proteja la retaguardia en nuestro territorio con sus armas, fondos, conexiones y rutas de tráfico de drogas, entre muchas cosas.

Además, está la Rusia que busca recuperar y expandir su afirmación geopolítica imperial en el “patio trasero” de EE.UU. al relanzar sus relaciones con Cuba y tratar de ponerle la mano a Venezuela, como carta de negociación clave frente a EE.UU.  Y lo hacen como ellos suelen hacerlo, por la vía militar. Los chinos  también quieren expandir su influencia en la región, pero han tomado una vía no confrontacional optando por el control financiero de Venezuela. Hay muchos otros actores internacionales que apoyan al Régimen como Siria e Irán.

Cuando los venezolanos liderados por la admirable  generación del milenio salen a la calle a rescatar la democracia no solo se enfrentan a la Guardia, a la Policía “Nazional” y a los colectivos, sino a todos esos actores internacionales, base de sustentación de Maduro a cambio de su tajada de la rica Venezuela. Titánica tarea. De nuestro lado muchos hablan pero poquísimos actúan.

Cuando escucho que los problemas los tenemos que resolver los venezolanos y veo esa pléyade de gobiernos, imperios y organizaciones internacionales que se ciernen sórdidamente sobre Venezuela, recuerdo cómo Bolívar cruzó desde Colombia con tropas neogranadinas para recuperar la República o cómo la Legión Británica peleó a nuestro lado y el imperio Británico ayudó a financiar nuestra independencia. Y nadie en esos tiempos ni ahora ha catalogado a Bolívar y a los libertadores de traidores a la patria.

No Comments Yet

Comments are closed

NUESTRAS REDES