La Petrofantasía para pagar el combustible de aviones

Por.-  Juan Fernández

El precio más alto para el crudo en 2018 se alcanzó durante el recién concluido mes de septiembre, con el Brent en US$79,11 por barril y WTI en US$ 70,08 por barril. Para estos primeros días de octubre la tendencia al alza continua y el Brent se cotizó este 02.10, en US$ 84,80 por barril y el WTI en US$ 75,18 por barril, reduciéndose a la vez el spread o diferencial entre ambos. La cotización alcanzada por ambos marcadores, ocurre por primera vez desde 2014.

La justificación del mercado está centrada en la aplicación de sanciones a Irán a partir de noviembre, más la caída de la producción venezolana en 700 mil bpd con respecto al compromiso OPEP. Para el caso de Irán, la estimación es 1,5 millones de bpd menos de suministro y como la situación venezolana sigue empeorando, tal como por ejemplo lo señala Norbert Rucker de Julius Baer: “La situación del suministro es frágil y cualquier caída adicional como la coyuntura de Venezuela reducirá aun más la oferta de petróleo”.

Adicionalmente, el resultado de la reunión de Argelia cuya decisión fue diferir la repartición del volumen adicional al mercado para el mes de diciembre, se convirtió en el disparador del precio del crudo. Por lo tanto. Ahora es importante evitar lo que denominan un shock de oferta, mediante el cual el precio del crudo podría llegar a los US$100 por barril. A tal efecto todo el mercado considera el rol de Arabia Saudí, como clave para evitar el supply shock, y se estima ya que los sauditas estarían aportando 550 mil bpd más al mercado durante octubre. También la administración de la Casa Blanca ha venido presionando para un mayor bombeo de crudo, y tanto Europa como China, que estaban reacios a dejar de comprar crudo iraní, se vienen preparando para tal eventualidad. Las compras estimadas de China a Irán son del orden de US$1.500 millones mensuales. Según Reuters, SINOPEC viene reduciendo las compras de crudo iraní, para evitar sanciones.  El movimiento de suministro de Kuwait en las últimas 4 semanas deja de exportar crudo a los EEUU, y lo destina a los mercados asiáticos en donde además mejora su margen en US$1 por barril, lo cual indica un cambio y reemplazo de barriles al mercado asiático.

Según el portal Oilprice.com, la producción de la OPEP en septiembre habría aumentado en total 90 mil bpd. La producción iraní se habría reducido en 100 mil bpd, para un total de 3,45 millones de bpd y la producción venezolana habría caído otros 50 mil bpd durante el mes. El reporte mensual de la OPEP es público a partir del 11 de octubre y se podrán confirmar los volúmenes estimados por el portal.

En cuanto al nivel de inventario comercial de crudo en los EEUU, para la semana del 26.09 aumentaron en 1,9 millones de barriles con respecto a la cifra anterior y totalizan 396 millones, un 2% por debajo del promedio de 5 años. En cuanto al número de taladros, para la misma semana de los inventarios comerciales de crudo en los EE.UU. fue de 1.054, uno más que la semana anterior y 114 más que hace un año para la misma fecha.

Brasil

Destaca el Wall Street Journal el resultado del proceso de licitación de varios bloques del yacimiento del Presal en Brasil, que otorgan al país bonificaciones del orden de US$1.700 millones y además en el factor participación de la ganancia que las empresas otorgan al Brasil, la combinación de ambos factores son considerados para el proceso “subasta”, es decir mayor bonificación y mayor porcentaje otorgan al bloque para su explotación. En la opinión del mercado hay dos factores: la combinación de un aumento en los precios del crudo, más la cercanía del proceso electoral en Brasil. Ambos fueron palancas para los positivos resultados de la licitación.

Lea también: Por qué reaparece el efectivo en los bancos

Las empresas Shell (50%) y Chevron (50%) ganaron el campo Saturno y ofrecieron un 70,2% de la ganancia. Para Exxon Mobil (64%) y QPI (36%)  de Brasil, ofrecieron como porcentaje sobre la ganancia al estado el 23,49% por el campo Tita. Las empresas consorciadas BP Energy (50%), CNOOC (30%) y Ecopetrol (20%) ofertaron un margen de ganancia al estado de 63,79%. Petrobras ofertó por un bloque 10,01% y también la petrolera brasileña acordó  compensar al estado brasileño por el tema de la corrupción por el orden de US$850 millones, y de esta manera estar de nuevo activa en el negocio.

El ejemplo anterior, es un mecanismo para generar ingresos tempranos y a ser considerado una vez que Venezuela  recupere las condiciones democráticas y económicas, para de esta manera aportar recursos a la salida de la crisis. En condiciones transparentes, y de participación para inversionistas y empresas tanto nacionales como extranjeras. Esta base de recursos, en específico la relacionada como producto de los bonos podría estar destinada a financiar la diversificación de la economía del país.

De acuerdo a la información basada en fuentes independientes y dada a conocer por Reuters, Oilprice.com, etc., nuevamente la producción de Venezuela cae otros 50 mil bpd durante el mes de septiembre a lo que se suma el retraso anunciado por PDVSA del muelle de Jose al menos por un mes adicional y por lo tanto las exportaciones se verán afectadas negativamente. La data de producción, confirma las previsiones sobre el continuo deterioro de sus indicadores operacionales y camino a un nivel de producción que puede estar por debajo de 1 millón de bpd. Con estos resultados negativos, para octubre CITGO debe cancelar por servicio de la deuda un monto de US$1,6 mil millones, y dadas las circunstancias de las decisiones sobre el reclamo de CRISTALLEX, las acciones que varios tenedores de bonos de CITGO han comenzado a tomar precauciones, entre ellos ROSFNET. Lo cual, más la evidente falta de liquidez, presenta un escenario factible de incumplimiento de pago, con las consecuencias de empeorar aun más la crítica situación económica del país.

Por otro lado, Nicolás Maduro vuelve con PETRO fantasía, indicando la obligación de utilizar el PETRO para pagar el combustible de las líneas aéreas que carguen en Maiquetía, y aspira a que las transacciones petroleras sean hechas con el PETRO. Al respecto, a las empresas internacionales no se les puede obligar a utilizar una moneda que está afectada por las sanciones financieras aplicadas al régimen por parte del Depto. del Tesoro de los EEUU, el G-20 ya indicó sus observaciones sobre el uso para blanqueo de capitales de este tipo de moneda, las agencias calificadores de cripto monedas no recomiendan el uso del PETRO. Al respaldo de reservas de crudo de la faja, ahora se le agregan según el propio Maduro:  oro, diamantes, etc., etc., para justificar transacciones en PETRO. Dadas las condiciones políticas del país, ese supuesto respaldo es nulo, difuso y el propio mercado no lo considera. Por lo tanto, estamos de nuevo en modo de anuncio y hasta se podría considerarlo engañoso, que nuevamente será un fracaso, y lamentablemente las consecuencias negativas las continuaremos pagando los venezolanos, con más inflación, escasez y crisis. La PETROFANTASIA es un muy malo cuento de hadas.

@JF

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

NUESTRAS REDES