Omar Barboza: El Papa está comprometido con el rescate de la democracia en Venezuela

Por Eduardo Martínez / Corresponsal en Italia

 La crisis venezolana es tema de preocupación en Roma, tanto para el Parlamento de Italia como para el Vaticano.

La semana pasada, el presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Omar Barboza, realizó un austero viaje a Italia, en el cual fue recibido por Su Santidad el Papa Francisco y el secretario de Estado del Vaticano, Cardenal Pietro Parolin, y por las autoridades del Senado y la Cámara de Diputados del Parlamento de Italia.

En todas estas reuniones que sostuvo el presidente de la Asamblea Nacional, fueron abordados los temas del acoso a las instituciones democráticas, la violación de la inmunidad parlamentaria, los presos políticos y el irrespeto a los derechos humanos.

Pocas horas antes de su regreso a Venezuela, conversamos en Roma con el diputado Omar Barboza, sobre lo logrado en esta gira.

-¿Presidente Barboza, qué lo trajo a Italia?

  • Como motivo principal, vine a una audiencia que me concedió Su Santidad el Papa Francisco. Después tuve una entrevista posterior con el secretario de Estado del Vaticano, el Cardenal Parolín, y a unos contactos con el Parlamento italiano, que consideramos muy importantes, sobre todo debido a mi condición de presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela.
  • Se trató de explicarle al Papa Francisco la situación venezolana y pedirle solidaridad y apoyo al esfuerzo que estamos haciendo por rescatar la democracia en el país.

¿Cómo resultó la conversación con el Papa?

  • Fue una conversación muy agradable, muy trascendente, donde además de explicarle a Su Santidad la situación humanitaria, hablamos de los presos políticos y los temas de la vida en general en Venezuela. En materia de la situación política, planteamos la importancia que tendría un acuerdo internacional para lograr restablecer la democracia en el país. De tal manera que el Papa, que siempre ha estado muy preocupado por la situación del pueblo de Venezuela, pudo enterarse de manera directa a través de mi informe. Le llevé una lista de los presos políticos, 349 presos con su sitio de reclusión. Le expliqué todo lo que está ocurriendo.

 Salí de esa reunión con la satisfacción de que Su Santidad expresó que la Iglesia va a ayudar  en todo lo que sea posible, para restablecer la vigencia de la democracia en Venezuela. Sobre todo expresó una preocupación muy importante en relación con los temas de la crisis humanitaria y los presos políticos.

¿Quque la diplomacia unidad internacional, podamos hacer una alianza que nos permita lograr el objetivo que teemos.é nos puede decir en cuanto a la reunión posterior con el Cardenal Parolin?

  • Le planteé los mismos temas, pero hice más énfasis en la necesidad de buscar una salida política a la crisis que vive Venezuela, y la importancia de que los que luchamos por restablecer la democracia en el país junto con la comunidad internacional, podamos hacer una alianza que permita lograr el objetivo que tenemos. Creemos que la diplomacia del Vaticano y sus relaciones con el mundo, pueden ser un factor muy importante para crear esas condiciones. Encontramos en el Cardenal Parolin gran receptividad. Sobre todo, porque para él es más fácil comprender la situación venezolana, porque su pasantía como Nuncio Apostólico en Venezuela le hace ser un conocedor de primera mano de la realidad  que estamos viviendo. También conseguimos en él su disposición. Incluso quedó de hacer una cosa específica para ayudar en el sentido, de lograr el apoyo internacional, frente al tema humanitario y frente a la necesidad de rescatar plenamente la democracia en el país.

Lea también: Así quiebra Estados Unidos la censura de la dictadura cubana

La experiencia del Cardenal Parolín en Venezuela no fue muy satisfactoria. La Iglesia tenía cuatro puntos que exigía para el diálogo, y el gobierno no los cumplió. ¿Hablaron sobre ese tema?

  • Sí claro, hablamos sobre el tema. El primero de diciembre del 2016, el Cardenal Parolín envió una comunicación al gobierno venezolano expresando la insatisfacción por parte de la Iglesia de cómo se había desarrollado el tema del diálogo, y el incumplimiento del objetivo muy importante que tenía ese diálogo. Le recordé eso para decirle además que para nosotros, el diálogo o la facilitación, ya habían perdido credibilidad en Venezuela, y que esas vías estaban agotadas. Y que por lo tanto, tendríamos que buscar soluciones de otro tipo, donde la comunidad internacional pueda colaborar para lograr que efectivamente podamos salir de la crisis política que tenemos, y restablecer la democracia.

¿Con quiénes sostuvo encuentros en el Parlamento de Italia?

  • Me reuní en primer lugar con la senadora María Elisabetta Alberti, presidenta del Senado de Italia. Ella nos expresó su apoyo y toda la colaboración necesaria del Parlamento en favor de quienes estamos luchando allá en Venezuela por la vigencia de la democracia, por la defensa de la inmunidad parlamentaria que ha sido gravemente afectada. Nos dio la seguridad de contar con su colaboración en ese sentido. Incluso, adelantamos la conveniencia de establecer un grupo de amistad parlamentario venezolana-italiana para hacer seguimiento a la situación venezolana, y para fortalecer las tradicionales buenas relaciones entre el pueblo venezolano y el italiano. En eso vamos a trabajar. Sientó mucha receptividad por parte de la senadora Alberti. Estoy muy agradecido por toda su preocupación por la situación que vive Venezuela.

¿Qué otros encuentros sostuvo en el Parlamento italiano?

  • Al día siguiente me reuní con las Comisiones de Política Exterior de la Cámara de Diputado y el Senado. Fue una reunión conjunta. Estuvo presidida por el senador Pierferdinando Casini y la diputada Marta Grande, con presencia de parlamentarios de todos los partidos políticos. Tuve la oportunidad de hacer un resumen de la situación que vive Venezuela, de cómo ha sido acosado el parlamento venezolano, y de cómo el déficit democrático en Venezuela ha traído como consecuencia la crisis humanitaria y la cantidad de presos políticos. En este sentido, conversamos sobre la necesidad de que el Parlamento de Italia se sume a la campaña internacional, por el restablecimiento de las libertades democráticas en el país, y por el respeto a los derechos humanos.

¿Hubo receptividad por parte de los parlamentarios italianos?

  • Percibí en las intervenciones de los parlamentarios, gran sensibilidad, preocupación, y muchos dieron palabras de apoyo para nosotros y para todo el pueblo de Venezuela. Lo que agradecí mucho.

¿Ahora que está a punto de regresar a Caracas, qué sigue después de estos contactos?

  • Esos contactos van a continuar. En relación al Vaticano, una relación con el Nuncio Apostólico de Su Santidad en Venezuela va a ser el enlace para mantener esa comunicación. En relación con el Parlamento de Italia, convinimos en que a través del embajador italiano acreditado en Venezuela, mantengamos vigente la iniciativa de impulsar la constitución del grupo de amistad, seguir intercambiando informaciones y planificando iniciativas que permitan que el parlamento italiano contribuya a conseguir la solución a la crisis venezolana.

 

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

NUESTRAS REDES