Cindy Joseph, la modelo que aceptó su edad

Cindy Joseph comenzó su carrera con un encuentro casual. A diferencia de las top models, a ella la oportunidad se le presentó casi a los 50 años.

Cindy había renunciado a su larga melena plateada, llevaba el pelo corto y gris cuando un agente de casting la vio en una calle de Nueva York y le pidió qué posara para el anuncio de Dolce & Gabbana.

— Ciertamente, yo no encajaba en el status del mundo del modelaje. Tenía 49 años. Medía menos de 5 pies y 8 pulgadas, mi cabello era gris. ¡Tenía patas de gallo!

Poco después, la señora Joseph firmó un contrato y apareció en las portadas de las revistas y vallas publicitarias, incluida una para Target en Times Square.
La imagen de la mujer madura, sin artificios, al natural, acaparó las portadas de las revistas fashion. Y, Cindy Joseph, era la top model del momento a sus 50 años.

-No existe una mujer que no quiera lucir más joven de lo que realmente es, porque nos dicen que envejecemos y nuestro valor disminuye.

Pero ella pensaba que obsesionarse con la juventud no era saludable, y la estrategia para lograrlo, ineficaz. Conocía el negocio de la cosmética. Antes de convertirse en modelo y empresaria, pasó décadas trabajando como maquilladora profesional para supermodelos como Christy Turlington, Naomi Campbell y Cindy Crawford. Aunque ella nunca consideró modelar profesionalmente.
Entre sus 50 y 60 años fue imagen de compañías como Olay, Elizabeth Arden, Antropologie y Ann.

Según su ojo de experta, los cosméticos fracasan cuando tratan de enmascarar los signos del envejecimiento. Así que ella lanzó al mercado su propia línea para comercializar cosméticos que dieran a la mujer un buen aspecto en lugar de enterrarlos.

En 2010 fundó Boom!, una compañía de cosméticos totalmente natural, diseñada para complementar, no disfrazar la edad de una mujer. La idea consistía en simplificar el kit de maquillaje reemplazando innumerables polvos, ungüentos, blush-on y toda clase de cremas por unos pocos cosméticos transparentes.

También alentó a las modelos, y a las mujeres en general, a abrazar su edad en lugar de tratar de ocultarla. Y ejemplifica una ola de modelos que han tenido éxito en los últimos años al hacer justamente eso.

“En vez de antienvejecimiento, digo que es pro-envejecimiento,” dijo a The New York Times en entrevista realizada en el 2010.
“La idea es que las mujeres pueden verse hermosas sin verse más jóvenes”.

Joseph continuó modelando hasta semanas antes de su muerte, ocurrida este 12 de julio, en Cortland, Nueva York. Tenía 67 años. La causa fue sarcoma de tejidos blandos, dijo su hijo, Bo.

 

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

NUESTRAS REDES