La oposición sigue enredada

Por JAIME GRANDA

*A las divisiones internas se suman  grupos que buscan sustituir a la vieja oposición venezolana.

Organizaciones políticas del chavismo disidente y partidos opositores que no integran la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), miembros del Frente Amplio Venezuela Libre (FAVL), aseguraron el viernes pasado que el principal objetivo tras lo sucedido el pasado 20 de mayo es “fortalecernos para salir de este gobierno con un cambio político que reconstruya la nación”. El grupo dijo que el FAVL está comprometido en “facilitar la construcción de la unidad política nacional en la lucha por el cambio que demanda Venezuela, es hora de darle fuerza a la estrategia política”.

Algunos aconsejan que en esa estrategia deberían incluir las denuncias de participantes en la elección presidencial sobre irregularidades en el proceso del 20 de mayo.

El excandidato presidencial por el partido Avanzada Progresista (AP), Henri Falcón, dijo el martes que impugnará los resultados de las elecciones presidenciales con la intención que los comicios sean repetidos.

Falcón dijo que espera concretar el recurso esta misma semana porque ya tienen en su poder el 93% de las actas y dejó claro: “Entendemos que ese recurso no tendrá la respuesta eficaz, pero hay que hacerlo para rescatar la institucionalidad en el país”. Reiteró que la salida a la crisis del país debe ser pacífica y a través del voto.

Por su parte, Said Castellano, representante del movimiento Esperanza por el Cambio (EPC) ante el Consejo Nacional Electoral (CNE), presentó el pasado viernes más de 2.500 denuncias de irregularidades dadas durante los comicios presidenciales y dijo que se está evaluando la posibilidad de exponer ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) cada uno de los casos para lograr la impugnación de las mesas electorales.

Nuevo coordinador de la MUD

El anuncio de que Ramón Guillermo Aveledo, abogado, catedrático, exdiputado y ficha del partido Copei, regresa a dirigir la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) no despierta muchas esperanzas de avance.

Algunos recordaron que la MUD sustituyó a la Coordinadora Democrática y el principal objetivo era edificar una plataforma política y electoral que lograra aglomerar las principales fuerzas opuestas al chavismo y quizá el único gran logro, más allá de sermones demagógicos, es el resultado de las elecciones parlamentarias de 2015.

Ramón Guillermo Aveledo, asumió la secretaría ejecutiva de la MUD en marzo de 2009, pero ante las alteraciones surgidas y el enfrentamiento entre nuevos líderes y los que dominaban en la MUD, renunció en julio de 2014.

Ahora regresa, en circunstancias tanto o quizás más adversas que en el año 2014.

Evaluaciones del 20 de mayo

Algunos voceros de la oposición tradicional insisten en presentar lo ocurrido el 20 de mayo como una contundente victoria y alaban la madurez de quienes no fueron a votar para no hacerle el juego al grupo que, supuestamente, quieren sacar del poder.

El historiador y director del Instituto de Investigaciones Históricas, Elías Pino Iturrieta,  tituló su artículo de opinión el pasado domingo en el diario El Nacional “Maduro sigue allí” y luego preguntó: ¿Por qué continúa en las alturas del poder, si parece que no lo quieren ni en su casa?

Luego planteó: “Porque nadie tiene una respuesta certera sobre la distancia establecida entre elección y electores que acaba de suceder. Las mayorías no quisieron pasar el puente, o no pudieron porque no existía. Se puede pensar que el vacío fue una inspiración de la MUD y del Frente Amplio, pero es mucho suponer”.

Pino Iturrieta hace un ligero resumen de los errores del Gobierno y de la oposición y concluye: “Pero lo menos que pueden hacer los opositores que equivocaron sus cálculos, tanto los supuestos animadores de la ausencia electoral como los que no fueron capaces de calentar el ánimo colectivo que necesitaban como si fuera oxígeno, es juntarse en un solo cenáculo para sacar las cuentas de sus limitaciones. Tal vez traduzcan con eficacia la lección del pueblo y encuentren un candil que de veras alumbre”.

Nicolás Maduro sigue como presidente de la República y el  excandidato Henri Falcón dijo de manera tajante que la abstención opositora “nos condujo a la nada”.

La oposición sigue activada en un mundo teórico representado por la Constitución y demás leyes. Lo práctico lo hace el Gobierno para mal o para bien de todos.

La oposición tradicional sigue tan dividida que no aporta soluciones y reacciona ofensivamente contra quien se atreva a buscar salidas a la crisis humanitaria que vive Venezuela.

El episodio más reciente tiene que ver con Pedro Pablo Fernández, quien formó parte del comando de campaña del candidato presidencial Henri Falcón, y en la mañana del martes dijo a través de Unión Radio: “Lo que ocurrió es algo más profundo que venimos arrastrando desde hace tiempo y que partió en el 2015, cuando el liderazgo político hizo todo al revés  y se precipitaron los acontecimientos; es necesario revisarnos e ir a un proceso de autocrítica porque en 19 años no hemos sido capaces de construir una alternativa“.

Las críticas en su contra se multiplicaron cuando en la tarde fue hasta el Palacio de Miraflores a presentar ideas y solicitar la liberación de todos los presos políticos. 

Fernández considera que es necesario que haya una reflexión profunda en todo el país, desprovista de apasionamientos, para concretar la manera más eficiente para salir de este gobierno,  abrir un diálogo muy grande con todos los sectores y evaluar lo que se ha hecho mal para buscar mecanismos para articular una política juntos y motivar a la gente.

“Al país le hace falta diálogo, tenemos que luchar por cambiar al gobierno, pero mientras tanto es necesario que el gobierno cambie para solucionar los problemas que afectan al venezolano”, resaltó Fernández a través de la emisora radial.

La profesora de ética Gloria Cuenca, ficha reconocida y arrepentida del comunismo venezolano, también opinó el domingo  y dijo que “la acción política frente a la ética, hubiera pasado porque se presentara un candidato único por parte de la oposición. Este tendría el apoyo de todas las fuerzas que aspiran ser una alternativa democrática de gobierno, ante este régimen. Menos mal, y esto lo digo con total certeza, que no se hayan dividido más. Sin embargo, hay ‘un pequeño o gran Chávez’ que tenemos los venezolanos adentro y es más poderoso cuando no se sabe que se carga con él. Se disimula, pero de repente aparece lleno de envidia, prepotente, ignorante y maltratador. Al oler el ‘tufo’ del poder cercano, se alborota y pierde la perspectiva. Su ‘ego’ hiperinflacionado le hace jugarretas, le impide ser generoso, considerado y pierde el amor por su patria, por su gente y hasta por los suyos”.

Una disciplina japonesa

Ante todo eso, parece que los políticos venezolanos, Gobierno y oposición, deberían acercarse a disciplinas orientales como la japonesa Reiki.

El maestro de Reiki, el venezolano Antonio Maiz Cabello, residenciado en México,  dice en sus manuales que a través de esa disciplina  “se cruza la frontera de las clases sociales, las religiones, los colores de la piel, las diferencias de todo tipo; aprenderemos que somos más que materia, cerebro y pensamientos coordinando a nuestros músculos, huesos, sangre y órganos. Contactamos con la fuente que nos mantiene vivos, saludables y felices. Notaremos que sin la energía de lo alto nos descargamos y con  ella nos mantenemos recargados, energéticos y llenos de amor”.

Maiz Cabello recomienda a sus alumnos rogar para lograr la iluminación que “nos guíe y no nos deje sucumbir en las sutiles trampas que el ego nos tiende  para hacernos creer que estamos por encima o por debajo de nuestros semejantes”. Es necesario recordar siempre que “todos somos seres iluminados y que solo nos falta deslastrarnos de nuestras falsas creencias para brillar con luz propia y no con luz reflejada”.

¿Una nueva oposición?

El periodista, empresario y promotor cultural de origen español con residencia en México, Antonio Navalón, ha dicho a propósito de las elecciones del próximo 1° de julio en el país azteca: “Acabe como acabe la elección, y gane quien gane, ya hay un primer resultado: esta elección ha sido planteada sobre una base que hace imposible que le sobrevivan los partidos tradicionales. Tanto el PRI, como el PAN y el PRD, parecen ser las grandes víctimas de este proceso electoral”.

Algunos ven algo parecido con lo que está ocurriendo en Venezuela a partir de las elecciones presidenciales del pasado 20 de mayo. Parece que los partidos tradicionales han sido víctimas de ese proceso.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

NUESTRAS REDES